El oráculo de las inversiones, Warren Buffett habló: se está sobrestimando el valor de las redes sociales como negocios

[ad#prueba][ad#Ideas de Negocios]

Warren Buffett es conocido como el “Oráculo de Omaha” por su gran habilidad para realizar y ganar dinero en inversiones de acciones y valores.

Es el CEO de una de las empresas más exitosas en inversiones Berkshire Hathaway Inc. y en el año 2008 lideró el ranking de las personas más ricas o millonarias de todo el mundo. Es además un generoso filántropo y tiene una vida bastante austera sin ostentaciones.

Definitivamente cuando Warren Buffett habla todos escuchan y justamente Warren Buffett, tal como lo reporta Bloomberg acaba de señalar que la mayoría de las redes sociales están siendo sobrestimadas en su precio y que es muy difícil determinar cual es su real precio y que al existir algunas redes sociales muy exitosas para el resto ya le quedaría poco.

Warren Buffet no ha querido referirse a ninguna red social en especial pero formula estas declaraciones en un escenario donde varias de ellas están pensando en salir al mercado de valores y vender bonos, acciones u obligaciones y donde precisamente el precio de esos valores se fija en función a las estimaciones de cuánto es que valen dichas redes sociales.

Estas declaraciones de Warren Buffett suenan a una especie de advertencia de lo que sucedió hace una década atrás cuando se dio una debacle en las inversiones de muchas compañías “dot com”. Cabe señalar sin embargo, que Warren Buffett jamás ha sido devoto de las inversiones en empresas de tecnología habiendo preferido usualmente invertir en empresas más tradicionales o convencionales.

Puedes leer la noticia de Bloomberg haciendo click aquí en este link

[ad#prueba]

Ideas de Negocios o Artículos Similares:

1 comments
Daniel
Daniel

Warren Buffett es un gran referente de los negocios, en definitiva hay que escuharlo, sin embargo es claro que el futuro de las redes sociales tenderá hacia un mayor crecimiento tanto en los negocios como en la publicidad digital. El valor a estimar debería estar en función a las utilidades proyectadas que podrían recibir redes sociales como Facebook por ejemplo.